Ir al Inicio

Si deseas leer todo el contenido del número actual de Machetearte en una versión de sólo texto (que también puedes imprimir) haz clic aquí.


Destrucción o modificación de ambientes naturales, causa principal, destaca en un libro

Extintas, 44 especies de fauna en México; en peligro, otras 750, según Semarnat

 

ANGELICA ENCISO L.

 

En México han desaparecido hasta ahora 44 especies de fauna, entre las cuales se encuentran el lobo y el oso gris, y hay por lo menos 750 especies que están en algún grado de riesgo, indica el texto Animales de México en peligro de extinción, editado por la Semarnat, el Instituto Nacional de Ecología y la Fundación Alejo Peralta.

 

El número de especies consideradas extintas en el mundo, de 1600 a la fecha, es de aproximadamente 800, muchas de las cuales desaparecieron en el siglo XX; de ellas, cerca de 24 por ciento son mamíferos y 12 por ciento aves, indican datos de la Semarnat.

 

El libro destaca que el país es una de las regiones con mayor diversidad biológica, ya que aquí habita una de cada 10 especies conocidas, por lo que se considera megadiverso y está en el tercer lugar en biodiversidad, después de Indonesia y Brasil.

 

Señala que la situación de la flora y fauna mexicanas es sumamente precaria, ya que alrededor de 25 por ciento de todos los vertebrados del país, cerca de 750 especies, están en algún grado de extinción; entre ellas figuran la guacamaya roja, de la que sobreviven menos de 300 ejemplares dispersos en la selva Lacandona y la vaquita marina, con cerca de 500 en las aguas del golfo de California.

 

Indica el texto que hasta mediados del siglo XX la mayoría de las extinciones habían sido causadas por la cacería indiscriminada y había influido la introducción de especies exóticas; sin embargo, en las décadas recientes la destrucción o modificación de los ambientes naturales pasó a ser la causa principal.

 

Precisa que la cacería fue la razón de la desaparición de especies como el oso gris, la foca monje y el lobo, mientras que factores indirectos ocasionaron la desaparición de especies de aves y roedores insulares. Entre las especies extintas en México están el oso gris, el lobo, la nutria marina, el caracara de Guadalupe, el cóndor de California, la paloma pasajera y la sardinita del río Salado, pero nadie sabe cuántas especies más de plantas o invertebrados han desaparecido sin siquiera quedar registradas.

 

De las especies de vertebrados extintos en el último siglo en México, se estima que han desaparecido 11 especies de mamíferos; 22 especies de peces, entre ellos el cachorrito de presa, la sardinita de parras, el charalito, el tiro manchado y el picote; respecto a aves, el número de especies desaparecidas son 11, entre ellas el carpintero imperial y el periquito de carolina.

 

Advierte que "una de las mayores tragedias -a la que se ha llamado crisis silenciosa por pasar inadvertida, inclusive para los expertos- es la extinción de peces". Asevera que muchos manantiales tienen especies endémicas con distribuciones restringidas, pero la contaminación y destrucción de los ríos y lagunas amenaza a muchas especies.

 INICIO